El Argentino Jorge Mario Bergoglio es el nuevo líder de los católicos. Esperemos que sea menos turbio que todos sus antecesores y con menos crímenes en su prontuario.

Jorge Mario Bergoglio S. J. (Buenos Aires, 17 de diciembre de 1936)es el papa número 265 de la Iglesia católica y jefe de Estado de la Ciudad del Vaticano. Papa de la Iglesia católica desde el 13 de marzo de 2013, eligiendo el nombre de Francisco I.

Bergoglio fue presidente de la Conferencia Episcopal Argentina durante dos períodos. Impedido por el estatuto de asumir un nuevo mandato, durante la 102.º asamblea plenaria de ese organismo se eligió al arzobispo de la Arquidiócesis de Santa Fe de la Vera Cruz, José María Arancedo, para sucederlo.

Durante la dictadura Argentina, 1976-1983, el nuevo papa respaldó al régimen militar, mientras era líder de los Jesuitas Argentinos. Bergoglio debió mantener a toda costa la unidad del movimiento jesuita, taladrado por la Teología de la Liberación, bajo la consigna de “mantener la no politización de la Compañía de Jesús”.

El 9 de julio de 2010, días antes de la aprobación del matrimonio homosexual en Argentina, se hizo pública una nota de Bergoglio calificando como una “guerra de Dios” dicho proyecto, que contemplaba que las personas homosexuales pudieran contraer matrimonio y adoptar niños. En la nota del cardenal primado, dirigida a las monjas carmelitas de Buenos Aires, calificaba el avance legislativo del proyecto como “una movida del Diablo” y en la que alentaba a acompañar «esta guerra de Dios» contra la posibilidad de que los homosexuales pudieran casarse. El expresidente Néstor Kirchner criticó las “presiones” de la Iglesia sobre este asunto.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner acusó en duros términos a Bergoglio por la campaña contra el matrimonio entre personas del mismo sexo, que se debatía en el Congreso, a la que comparó con los «tiempos medievales y de la Inquisición».

 

papitas

Facebook Comments